BELLEZA

La BELLEZA exterior y su efecto en el bienestar

“Si estás triste, ponte más pintalabios y ataca”.

Gabrielle (Coco) Chanel
belleza exterior y bienestar
Venus, diosa de la belleza y el amor en la mitología romana.

Mucho se ha dicho, sobre todo en tiempos recientes, sobre la importancia de la belleza interna de las personas al grado de que cualquier referencia a la belleza exterior suena como algo superficial y «políticamente incorrecto».

belleza exterior y bienestar
El David, símbolo de la belleza masculina (copia colocada en la Piazza della Signoria).

Sin duda, la belleza interior es la principal. Es más genuina y duradera. Está al alcance de todos. Se relaciona con sentimientos de bondad, positivismo, compasión y generosidad que transcienden al individuo y benefician a los demás.

Pero también la belleza exterior puede influir en tu bienestar y ayudar a sentirte mejor.

Se puede pensar de una manera simplista: «si yo no nací bonita, ni cómo hacerle» o «si soy feo, pues ni me hablen de belleza, eso déjalo para los bonitos afeminados» o «eso es para ti que eres bonita» o «tú tienes pegue porque eres guapo».

Sin embargo, en nuestra opinión esto sucede, como en otros casos, a la falta de información y de herramientas adecuadas.

Empecemos con la información.

Falta de información

No se ha definido adecuadamente a qué nos podemos referir con belleza exterior y no se difunden adecuadamente sus beneficios en el bienestar y en la salud integral.

¿Qué es “belleza”?

La Real Academia Española de la Lengua define como “bello” todo aquello que “complace a la vista o al oído, y por extensión al espíritu”.

belleza exterior y bienestar
Escultura de Platón, considerado como uno de los primeros pensadores sobre conceptos estéticos.

Lo bello produce una experiencia sensorial de placer o satisfacción.

Según la definición, puede provenir de algo externo y físico como la cara o el cuerpo de un ser humano. O de algo interno e intangible como su comportamiento y personalidad.

Devaluación de la belleza exterior

La belleza externa ha sido relegada a un segundo plano recientemente después de mucho tiempo de ser fuente de discriminación en muchas partes del mundo.

Incluso se ha caricaturizado la figura de las personas consideradas, según ciertos parámetros, como bellas. Se les ha relacionado con ser «tontas» o «ignorantes». Incapaces de hacer las cosas que los menos agraciados tienen que hacer.

Uno podía cambiar su forma de ser y su posición económica, pero no su físico. Además, lo “exterior se acaba” y lo que perdura es lo interior, los sentimientos.

Incluso, si cambiaras tu físico mediante alguna cirugía estética, en estos tiempos modernos, eso puede ser visto como artificial y superfluo.

belleza exterior y bienestar
Marilyn Monroe, considerada ícono mundial de la belleza.

La cultura popular del bienestar (hippies, New Age, etc.) enfatiza el valor de la conciencia y el control de tus pensamientos como la clave para sentirte mejor y estar bien más allá de cualquier condición externa.

La tendencia anti-consumismo llevada a sus extremos, etiqueta como pretencioso o falso a aquellos que buscan lucir elegantes y sofisticados.

Todo esto ha dado pie al menosprecio de la belleza externa.

Redefiniendo la belleza exterior

Lo anterior se debe a una concepción limitada de la belleza externa.

Algo que se tiene o que no se tiene.

Sin embargo, en Having & Being estamos convencidos de que la belleza es algo que se puede crear. O más precisamente: se puede incrementar.

No sólo desde el interior al nivel de pensamientos y conciencia ampliada, sino también desde el exterior.

Un nuevo concepto: «tu rango de belleza natural»

Podemos decir que todos tenemos un rango de belleza. Es con el que nacimos y hemos ido creciendo. Influyen la genética y las condiciones o situaciones que han estado presentes en nuestra vida.

En su extremo inferior podemos estar gordos, sucios, descuidados, encorvados, serios o inexpresivos, etc.

En su extremo superior es posible alcanzar tu mejor versión: delgados, limpios, arreglados, erguidos, sonrientes, etc.

El concepto contiene otra palabra. Es importante considerar, principalmente todo aquello que te permita moverte hacia arriba en tu rango de una manera natural.

Deben ser, de preferencia, cambios que se podrían catalogar como «ecológicos»* en el sentido del término utilizado por la Programación Neurolingüística: armónico, equilibrado, beneficioso y útil para uno mismo y para nuestro entorno.

Generalmente, no hay necesidad de cambios artificiales que después pueden tener contraindicaciones y resultar contraproducentes y lleguen a ser vulgares, grotescos y hasta dañinos para la salud.

Subir de nivel naturalmente dentro de tu rango de belleza exterior depende de ti y de tus posibilidades.

belleza exterior y bienestar
Mujer en los niveles altos de su rango de belleza natural.
belleza exterior y bienestar
Hombre en los niveles altos de su rango de belleza natural.

Pero, concretamente, ¿cómo puede una mayor belleza exterior traer beneficios para incrementar mi bienestar integral?

Veamos algunos ejemplos.

Beneficios de la belleza exterior que impactan en el bienestar

Subir de nivel de belleza favorece a tu vida desde el exterior y permite acceder a un mayor bienestar integral.

Algunos ejemplos concretos son los siguientes:

Algo tan sencillo como la sonrisa.

sonrisa y bienestar
¡Sonríe aunque estés triste y dejarás de estarlo!

La “técnica del lápiz” consiste en que al ponerte uno entre los dientes te obligas a sonreír y activas músculos faciales que hacen sentirte mejor en ese momento estés triste o con un humor sombrío o de agobio o timidez.

sonrisa y bienestar
Técnica del lápiz entre los dientes. Dura 15 segundos al menos y verás que no te puedes sentir triste.
Fotografía tomada del sitio:
https://steemit.com/cervantes/@glen-copywriter/un-lapiz-para-sonreir


La postura: una posición erguida de tu cuerpo favorece el sentirte más seguro, enfocado y alerta.

Un corte de pelo, un buen peinado, o simplemente, darte un baño.

Los ejemplos son muchísimos.

También se puede hablar de un extenso campo: el estilo y moda al vestir. Ponerte ropa nueva o que te haga lucir mejor trae un impacto inmediato en tu ánimo.

Un cabello más bonito; unas pestañas más largas, una piel más tersa, un vientre más firme, unos dientes más blancos.

En todo esto también intervienen aspectos como la alimentación, el ejercicio, y el sueño y el descanso.

Todos estos son elementos que te hacen ver y sentirte mejor. No necesitas volver a nacer. Hablamos de sacarte el máximo provecho dentro de tu fisonomía natural.

Pero muchas veces tenemos la voluntad y la información, pero nos faltan las herramientas adecuadas.

Las herramientas adecuadas: productos efectivos y naturales como los de PRISIFLORES

Desde hace algunos años, empiezan a destacar en el mercado productos de belleza que se basan en el elementos naturales, sin contraindicación; con ingredientes en su mayoría orgánicos, libres de químicos y de fragancias artificiales.

Entre ellos está PRISIFLORES, una empresa mexicana que elabora artesanalmente productos 100% naturales y cree firmemente en los beneficios de la naturaleza como parte de un cuidado y bienestar integral.

Sus productos, soluciones y tratamientos combinan conocimientos milenarios acumulados en México por generaciones con los avances de la ciencia moderna, y dan como resultado una gama de productos de belleza premium de alta calidad y eficacia.

Se enfoca a las necesidades del cuidado del cabello, piel, rostro, pestañas, dientes y uñas de mujeres, hombres y niños.

Cuenta con excelentes testimonios.

Es necesario recordar que siempre es recomendable pedir la opinión y supervisión de un profesional acerca de cualquier producto que se desee empezar a utilizar.

belleza exterior y bienestar
PRISIFLORES. Botica de autor.

Conclusión

El bienestar también se puede incrementar de afuera hacia dentro.

La belleza y cuidado exterior importan.

No naciste con un nivel fijo de belleza inamovible, sino con un rango de belleza exterior natural.

Tú puedes subir de nivel dentro de ese rango de manera natural.

Depende de ti. De tu voluntad, la información que tengas y las herramientas.

No es cuestión de ser «bonita» o «guapo», sino de verte lo mejor que puedas cuidando tu apariencia en un marco integral de bienestar.

Autor:

NOTAS:

*Según la Programación Neurolingüística tenemos la posibilidad de tomar las decisiones que queramos siempre y cuando no afecte negativamente a las personas que te rodean, ni tampoco a ti mismo.

FUENTES:

https://dle.rae.es/srv/search?m=30&w=bello

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *